Durante mi embarazo tenía claro que quería tener fotos de este momento tan especial en nuestras vidas. Y ahora lo pienso y lo ideal habría sido contratar a alguien, pero ni se me ocurrió, no es que me arrepienta, pero hacerse las fotos a una misma, con la barrigota y  el cansancio se hizo un poco más duro de lo que pensaba.Y no, no estáis gordas, ni feas, es una etapa en la que se estás radiante, no hay nada más bonito que crear vida y si puedes inmortalizarlo en fotos, imagínate….